JAPÓN AL BORDE DEL COLAPSO SISTÉMICO