Las lluvias torrenciales dejan miles de evacuados y varios heridos en Japón